WeCreativez WhatsApp Support
Abogados disponibles
Hola, ¿En que podemos ayudarte?

LEGALMENTE, ¿CUÁNDO PUEDE EL PATRÓN DESPEDIR A UN TRABAJADOR, Y COMO DEBE HACERLO?

55147bc619e38

La Ley Federal del Trabajo, en su artículo 47, marca cuales son las causas imputables al trabajador por las que el patrón puede rescindir la relación laboral obrero-patronal sin incurrir en responsabilidad alguna de su parte, ya que sólo en esos casos es justificable el despido de un trabajador sin que el patrón acarre consecuencias legales en su perjuicio; de igual manera señala el procedimiento que debe llevar a cabo el ente patronal para justificar dichas causas de despido.

 

Son causas de rescisión de la relación de trabajo, sin responsabilidad para el patrón:

  1. Engañar al patrón el trabajador o en su caso, el sindicato que lo hubiese propuesto o recomendado documentos falsos respecto de sus estudios o capacidad. Esta causa de rescisión dejará de tener efecto después de treinta días de prestar sus servicios el trabajador;
  2. Incurrir el trabajador, durante sus labores, en faltas de probidad u honradez, en actos de violencia, amagos, injurias o malos tratamientos en contra del patrón, sus familiares o del personal directivo o administrativo de la empresa o establecimiento, o en contra de clientes y proveedores del patrón, salvo que medie provocación o que obre en defensa propia;
  3. Cometer el trabajador contra alguno de sus compañeros, cualquiera de los actos enumerados en la fracción anterior, si como consecuencia de ellos se altera la disciplina del lugar en que se desempeña el trabajo;
  4. Cometer el trabajador, fuera del servicio, contra el patrón, sus familiares o personal directivo administrativo, alguno de los actos a que se refiere la fracción 2, si son de tal manera graves que hagan imposible el cumplimiento de la relación de trabajo;
  5. Ocasionar el trabajador, intencionalmente, perjuicios materiales durante el desempeño de las labores o con motivo de ellas, en los edificios, obras, maquinaria, instrumentos, materias primas y demás objetos relacionados con el trabajo;
  6. Ocasionar el trabajador los perjuicios de que habla la fracción anterior siempre que sean graves, sin dolo, pero con negligencia tal, que ella sea la causa única del perjuicio;
  7. Comprometer el trabajador, por su imprudencia o descuido inexcusable, la seguridad del establecimiento o de las personas que se encuentren en él;
  8. Cometer el trabajador actos inmorales o de hostigamiento y/o acoso sexual contra cualquier persona en el establecimiento o lugar de trabajo;
  9. Revelar el trabajador los secretos de fabricación o dar a conocer asuntos de carácter reservado, con perjuicio de la empresa;
  10. Tener el trabajador más de tres faltas de asistencia en un período de treinta días, sin permiso del patrón o sin causa justificada;
  11. Desobedecer el trabajador al patrón o a sus representantes, sin causa justificada, siempre que se trate del trabajo y en las funciones para las que fue contratado;
  12. Negarse el trabajador a adoptar las medidas preventivas o a seguir los procedimientos indicados para evitar accidentes o enfermedades;
  13. Concurrir el trabajador a sus labores en estado de embriaguez o bajo la influencia de algún narcótico o droga enervante, salvo que, en este último caso, exista prescripción médica, pero para esto, antes de iniciar su servicio, el trabajador deberá poner el hecho en conocimiento del patrón y presentar la prescripción suscrita por el médico;
  14. La sentencia ejecutoriada que imponga al trabajador una pena de prisión, que le impida el cumplimiento de la relación de trabajo;
  15. La falta de documentos que exijan las leyes y reglamentos, necesarios para la prestación del servicio cuando sea imputable al trabajador, teniendo máximo dos meses para exhibirlos desde que se los requiera el patrón; y
  16. El cumplimiento del término, o terminación del contrato por el cual fue contratado el trabajador.

 

Para efecto de que el ente patronal evite una demanda futura por despido injustificado, el patrón que despida a un trabajador deberá darle aviso del despido por escrito, en el que entre otras cosas se refiera claramente la conducta o conductas que motivan la rescisión y la fecha o fechas en que se cometieron, así como el lugar, la fecha y hora en que se entrega el aviso.

 

El aviso deberá entregarse personalmente al trabajador en el momento mismo del despido o bien, comunicarlo a la Junta de Conciliación y Arbitraje competente, dentro de los cinco días hábiles siguientes, en cuyo caso deberá proporcionar el último domicilio que tenga registrado del trabajador a fin de que la autoridad se lo notifique en forma personal.

 

Cabe mencionar que por ningún motivo el patrón puede hacer la retención del pago de prestaciones laborales que se hayan generado hasta el momento del despido, ya que las mismas deberán de liquidársele al trabajador en consecuencia del mismo, y si es la negativa del trabajador recibirlas para poder alegar en juicio que no se le pagaron, deberá el patrón así hacérselo saber a las autoridades en materia del trabajo en el mismo término del aviso de despido.

 

Se hace especial énfasis en este aviso (paraprocesal), ya que en la practica mucho trabajadores pese a caer en conductas que los hacen responsables de que el patrón termine la relación laboral, al no haber documento que lo acredite así, al momento del despido simplemente no le firman al patrón ningún documento, para demandarlo después ante las autoridades laborales por un despido injustificado, el cual, muchas veces se decreta como procedente condenando a la patronal al pago de grandes indemnizaciones más salarios caídos y demás prestaciones demandadas, todo por la falta de precaución del patrón de dar un aviso debido en el tiempo y con las formalidades que la ley de la materia le requieren.

 

 

FJAG.

Port Relacionados

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

error: ¡Este contenido no puede ser copiado!